in

CON MASCARILLAS Y GUARDANDO DISTANCIA, HABITANTES DE WISCONSIN VOTAN EN PLENA PANDEMIA

En plena pandemia de coronavirus y con la Guardia Nacional desplegada en los centros electorales, los ciudadanos de Wisconsin concurren este martes a las urnas, para dar curso a su elección local y la primaria demócrata entre Joe Biden y Bernie Sanders, de cara a las presidenciales estadounidenses de noviembre próximo.

Tras una intensa lucha entre demócratas y republicanos, finalmente los locales receptores de sufragio abrieron fen ese estado que vive al igual que resto de Estados Unidos, los estragos del Covid-19.

Hace casi dos semanas, sus casi seis millones de habitantes han sido instados a permanecer en casa para frenar la propagación del virus, que deja más de 11.830 muertos en Estados Unidos, según la universidad Jonhs Hopkins.

Dada la emergencia sanitaria, los electores acudían provistos de mascarillas y guardando las distancias recomendadas, aunque eso no impedía que se formaran largas filas para votar en la gran ciudad de Milwaukee, donde solo cinco centros de votación pudieron ser abiertos para unos 600 mil habitantes.

En Kenosha, más al sur y a orillas del lago Michigan, sufragantes y empleados de los centros de votación estaban separados por barreras de plástico y efectivos de la Guardia Nacional desinfectaban regularmente las mesas y máquinas de votación.

Más de un centenar de municipios advirtieron que no tenían personal electoral para funcionar como centros de votación, pues algunos estaban enfermos y otros temerosos de contagiarse.

Además de la primaria demócrata, se dan las elecciones locales, que son cruciales para el equilibrio de poderes en el estado y por las que se explica la dura batalla de los últimos días entre demócratas y republicanos en torno a la votación.

Por querer “proteger” a los ciudadanos ante la pandemia, el gobernador firmó un decreto el lunes para atrasar la elección al 9 de junio. Pero los republicanos acudieron a la Corte suprema de Wisconsin, que ordenó poco después que se votara este martes.

Respaldado por el presidente Donald Trump, un juez conservador de la Corte Suprema se juega justamente su reelección y el mandatario estadounidense llamó lunes y martes a los electores a participar.

Bernie Sanders, candidato a la investidura demócrata de cara a las presidenciales de noviembre, consideró “escandaloso” que los republicanos obligaran a hacer la votación este martes “para su beneficio político”. Es una decisión “peligrosa” e “incluso podría tornarse mortal”.

El exvicepresidente, Joe Biden, favorito de la primaria demócrata, aparece con ventaja en los sondeos en este estado.

Deja tu opinion

Julio César Rodríguez aseguró que el gobierno no dice la verdad en cifras por el Coronavirus

ESTADO DE NUEVA YORK REGISTRA RÉCORD DE 731 MUERTES POR COVID-19 EN 24 HORAS